miércoles, 13 de diciembre de 2017

Efebé.

En vez de extenderme (deseché ser rebelde), seré breve.

Este efervescente mes de vender enseres, de enternecerse entre el bebé del pesebre de Belén, de peces que beben, de presentes de Reyes, etc., se merece el germen del desdén.

"¡¡¡Detente hereje!!!" [ejem, se ve que me temen]

Serénense. Se debe creer en gente excelente. El decente, es menester que se le respete, que se refrene este enclenque vergel de tembleques.

¿Qué querer? ¿Qué defender? ¿De qué ejercer?

Se prevén tres ejes:

  • Repeler frentes que estremecen, que desprenden memeces, mequetrefes que revenden preferentes, regentes que ennegrecen el celeste éter entre leyes de retrete.
  • Desentenderse del estrés de rehenes pedestres que meten pestes, de gerentes peleles, de percebes sedentes que se pretenden perennes.
  • Ser referente de mentes emergentes, entretenerse en crecer, entretejer del revés ese envejecer de repente, tener fe en el ser terrestre.

Enfrente de este tren, se yergue el leve mecer del verde césped, entente de clemente plebe que embellece endebles genes, creedme.

¡Bésense vehementemente! ¡Mézclense entre el relente! ¡En vez de leche, llénense de jerez! ¡Desmelénense, leñes!

Feliz brevedad.
(Fetén brete).

8 comentarios:

  1. Querido Alberto, felicidades por este brillante inicio. En mi tendrás a un fiel seguidor.
    Jesús

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, Jesús. Me alegro de que te guste.

      Eliminar
  2. De repente se te lee, emergente entre redes de redes, ¡excelente!

    Ah, y algún día, si quieres, nos explicas lo del quilo de manzanas ;)

    ResponderEliminar
  3. Je je jeeeee... Eres clemente...
    Claro que sí, no tiene mucho más misterio que el del juego de palabras ;-)

    ResponderEliminar
  4. Me encanta Fetén brete, un abrazo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En algunos casos, así es, ¿verdad?
      Gracias markus

      Eliminar
  5. Je, je, se ve que TENET te pene.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ja ja jaaaaa.... Me pone, me pone: Mucho más que AREPO o SATOR.
      Un saludo, Josefet

      Eliminar